Análisis de OVIVO: un juego sobre el círculo que supone el fin y el comienzo.

Uróboros, monstruo griego septiforme que tiene la peculiaridad de comerse su propia cola. Representa la eterna circularidad del fin y el comienzo de todo lo que existe. ¿Muy filosófico? Pues los amigos de Sometimes You‬ han desarrollado un bello título en el cada vez más explosivo mercado de los Indies, al que nombraron OVIVO, un palíndromo que ilústra esa metafóra del Uróboro. El fin es un nuevo comienzo, circular e inevitable.

OVIVO es una inusual plataforma con, mecánicas interesantes y una propuesta que nos habla de cómo la simplicidad puede hacer de ello buen juego. En la realidad que nos propone OVIVO, lo Negro y lo Blanco viven en harmonía, como el principio de la alquimia que representa el Uróboro, del principio y el fin, la luz que origina (blanco), y la ausencia de toda luz (negro).

De esta manera recorremos todo el mundo de OVIVO, con OVO, una pequeña esfera que está compuesta por los dos principios vitales del juego, lo Blanco y lo Negro, entrelanzándo estas dos realidades, para recorrer circularmente el mundo que ellos sostienen en equilibrio. Es un mundo abstracto en el que deberemos superar multiples peligros y tendremos la tarea de recolectar símbolos que resguardan los secretos de ese mundo.

Los premios que ha recibido el juego son:

  • «Audience choice» Games Jam 2014
  • «1st place in the Game category» Imagine Cup 2015
  • «1st place» Imagine Cup Media Award 2015
  • «Best Indie Game» DevGamm 2015
  • «Best Indie Game» Gamedev Conference 2016
  • «Best Art» Gamedev Conference 2016
  • «Best Game Design» Gamedev Conference 2016

Gráficos

Que este sea un juego que luce por su simplicidad, no quiere decir que decepcione en gráficas. Lo que nos ofrece el juego en gráficas bien podría mejor incluirse dentro de un apartado más grande: el arte del juego. Estamos ante un juego con gráficas en 2D, con un diseño de niveles asombroso, que logra construir un mundo entre lo blanco y lo negro, con figuras geométricas, monstruos, ojos, ilusiones ópticas, pinturas famosas como el Grito de Edward Munch o la Creación de Adán de Miguel Ángel. Por momentos parece incluso que recibimos un test de Rorschach. Todo lo que vemos tiene detalle increible dentro de los términos que plantea el juego.

No tiene una pretención realista, es más como navegar por un mundo circular que puede ser todo lo que lleguemos a creer en medio de las abstracciones. OVO, nosotros en el juego, es una pequeña esfera con una antena en su parte superior, y es blanca o negra dependiendo de la necesidad que nos plantee el escenario entre las dos fuerzas que nos lanzan hacia arriba y hacia abajo. Y el mundo nos ofrecerá por medio de imágenes muy interesantes todo lo que necesitemos de este.

Perspectiva completa de uno de los mundo que recorremos en OVIVO

Sónido

Este juego no tiene voces ni efectos de sonido. Solo tenemos una música electrónica ambiental de meditación compuesta por Brokenkites y disponible aquí. La verdad es que no hace falta ningún otro tipo de sonido, el diseño sonoro del juego cumple la función de inmersión completa en lo que propone el título. Algo destacable es que no escucharemos una pista más de una vez, sino que tendremos una diversidad musical que se relaciona íntimamente con lo que está pasando en el juego.

El idioma que se encuentra es inglés sin traducción alguna, pero al no tener voces ni textos de historia, esto poco o nada afecta a la jugabilidad.

Jugabilidad

Una de las cosas más interesantes de OVIVO es lo mucho que hacen con unas mecánicas supremamente simples. De nuestro mando, por ejemplo, solamente utilizamos el Pad principal para mover a OVO y el botón A para cambiar a OVO entre lo blanco y lo negro, nada más es necesario. Pero no por eso nos enfrentamos a un juego sin retos ni dificultades. Al contrario, que el mando esté diseñado de esta manera limita las posibilidades de acción de OVO, lo que nos obliga a pensar en las mecánicas generales y cómo estas pueden ayudarnos a sobrepasar los obstáculos.

Hay un principio que es la base de todo el juego: estamos ante una realidad dividida en dos principios, lo blanco y lo negro. En el color blanco la fuerza gravitacional nos empuja hacia abajo, en el negro, en cambio, hacia arriba. Deberemos saber jugar con esa dinámica para sortear los obstáculos que además irán subiendo la dificultad en cuanto vayamos avanzando en el juego.

Todo el título tiene un diseño sin palabras, no hay texto, y la historia se cuenta mediante el gameplay, el mundo y los logros. En general, aprender a entender las mecánicas no es algo complejo, el mismo gameplay nos guiará para entender cómo funciona.

El guardado en el juego es automático y tiene muchos puntos de control. Esto ayuda bastante a que no perdamos el ritmo y podamos intentar superar algún obstáculo que no nos permite avanzar sin tener que repetir largas secuencias. También podemos elegir rejugar cualquiera de los mundos que ya hemos cursado por si acaso se ha quedado alguno de los coleccionables. Otro dato destacable es que tiene muy pocas pantallas de carga, y el tiempo de las mismas es casi nulo.

Sobre los coleccionables podemos decir que en cada uno de los mundo se debe recoger tres símbolos principales y un número un poco más grande de esferas pequeñas negras o blancas. Gracias a la posibilidad de rejugar los mundos, se hace más fácil el conseguir logros no realizados anteriormente.

Duración

El título tiene una duración promedio entre 3 a 4 horas. Bastante corto, pero para lo que plantea con el gameplay se hace justo lo necesario, ni más ni menos.

Conclusión

En Área Xbox podemos decir que este juego cumple con lo que promete, ser un juego de plataformas singular y muy entretenido. Ofrece la cantidad de horas justas de juego, mecánicas simples y comprensibles, y retos que incentivan a seguirlo jugando.

Si te gustan los plataformas, este juego sin duda te gustará. Contando además que ofrece una experiencia muy interesante en la apreciación de su arte y en la inmersión que consigue su música.

Puedes comprar el juego directamente en la Store por 7 euros aquí. También puedes enterarte más sobre el proyecto en su página oficial.

Nota final: 8.5

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *