Análisis de Neon City Riders, una aventura cyberpunk en 2D

Últimamente, y gracias en parte a títulos como el propio Cyberpunk 2077, esta temática parece haberse puesto de moda en los videojuegos. Universos coloridos y distópicos en los que la tecnología se fusiona con los personajes, dando lugar a unos entornos increíbles de ciencia ficción. Esto es a fin de cuentas lo que podréis encontrar en Neon City Riders, un juego de aventuras en 2D que promete unas cuantas horas de diversión y acción a raudales. Todo ello, bajo el manto de una ciudad post-cyberpunk en decadencia, bien diseñada por Mecha Studios. ¿Estáis preparados para adentraros en Neon City?.

Gráficos

No es de extrañar que esta aventura de origen mexicano haya sido galardonada en su tierra por su apartado visual. Esto es un perfecto ejemplo de lo que se puede llegar a crear con una base tan simple teniendo el talento suficiente. En este tipo de entornos cyberpunk, una de las cosas más llamativas suele ser el colorido y el diseño de los edificios, carteles, etc. Pues en este caso, Neon City Riders no solo es que de la talla, sino que lo hace de manera sobresaliente, algo que queda patente desde el primer segundo con todo lo que nos rodea.

Lo mejor es que todo este espacio no da la sensación de estar muerto o vacío. Hay multitud de personajes pululando de aquí y allá, y de hecho podemos interactuar con ellos. Algunos son robots que han quedado relegados a la calle, mientras que otros, son humanos en circunstancias muy variopintas. Solo el hecho de contemplar estos entornos resulta satisfactorio, y la sensación de querer descubrir más irá incrementándose a medida que juguéis.

Aunque no os lo quiero mostrar todo por aquello de los spoilers, os aseguro que el mapa es de un tamaño considerable. Es un poco limitado en el sentido de que el juego siempre nos lleva por amplios “callejones”, sin contar con demasiados edificios en los que entrar por mero ocio o exploración. A pesar de ello, el paisaje es muy variado y no todo se basa en la propia ciudad, al igual que sucede con los enemigos, que cuentan con diseños y habilidades diversas.

Sonido y textos

En este tipo de propuestas indie, ocurre más de lo que debería aquello de darle una importancia paupérrima a la banda sonora. Hay que poner en valor el esfuerzo de los estudios, y sí, a veces el resultado no es el mejor, incluso hay algunos casos que rozan el desastre. Con Neon City Riders, me he encontrado con una música acorde al resto del conjunto, bien resuelta y que le queda como anillo al dedo. Además, esta va cambiando en función de la zona que visitemos de Neon City. De igual manera, los efectos sonoros hacen a este apartado mucho más redondo. No puedo negar que en todo momento me haya sentido involucrado en su gameplay, y es en parte por este apartado tan conseguido.

Si tenéis la intención de adquirir el videojuego y no estáis seguros de hacerlo por no entender su trama, podéis estar tranquilos. Evidentemente, el idioma es fundamental, y hablamos de un juego con numerosos diálogos así como escenas de cierta relevancia para comprender su trama. Por suerte, el título viene traducido íntegramente al castellano. Eso sí, notaréis que en algunas frases hay palabras que no parecen escritas de forma correcta, o que directamente da un significado algo confuso a la oración. No es demasiado grave, y en general todo se entiende a la perfección, pero no deja de ser uno de los pocos defectos que arrastra el juego.

Más allá de los menús, la mayor importancia la presentan los cuadros de diálogo de los diferentes personajes. Esta será la forma en la que iremos conociendo más detalles de Neon City, y por supuesto el cómo se nos comunicarán nuestros objetivos.

Jugabilidad

Ya os voy adelantando que este juego es verdaderamente puntero y adictivo. A los mandos, la creación de Mecha Studios se siente cómoda de manejar, con unos controles ágiles y sencillos que nos permitirán afrontar enfrentamientos con enemigos muy diversos. Rick, el protagonista de la aventura, posee ciertos poderes con los que combatir a las diferentes pandillas que asolan la ciudad de Neon City. Nuestra tarea es acabar con ellas, pero tras un problema surgido mediante una simulación, Rick pierde sus habilidades. Es a partir de aquí cuando se nos deja explorar líbremente la ciudad y dar caza a las pandillas que campan a sus anchas.

Neon City Riders tiene momentos maravillosos, y algunos de ellos los he experimentado con la presentación de algunos de sus personajes. La ciudad se divide en varios barrios o distritos por así decirlo, y cada uno está gobernado por estas pandillas que siguen las ordenes de sus líderes. Estos cabecillas podrían haberse implementado sin justificación alguna, pero los desarrolladores han optado por darles un sentido, un origen. A través de ellos, también se muestran guiños y detalles que gustaran a los más nostálgicos. Pero la cosa no queda ahí, todos ellos poseen habilidades únicas y diferenciadas, por lo que para derrotarlos, también necesitaremos las nuestras.

Tras los hechos iniciales, os contaba que Rick perdía sus poderes, y para recuperarlos, habrá que buscarlos por todo Neon City. Para ello, hay que eliminar enemigos por el camino, sortear todo tipo de trampas, y reunir monedas con las que adquirir comida o bebida para reponer nuestra salud. Los menús con los que gestionar nuestro periplo son también abundantes pero bien estructurados, e incluso es posible desbloquear nuevas vestimentas para Rick.

Duración y dificultad

La verdad es que me he topado con un juego en el que se ha medido muy bien la dificultad. Hay un buen equilibrio entre lo retante y la alfombra roja. De manera que sí, hay que tener unos mínimos reflejos al usar las habilidades de Rick, pero al mismo tiempo no se hace pesado ni frustrante. El juego presenta unos combates contra jefes finales y otros enemigos bastante divertidos, compensando siempre el esfuerzo y empeño que pongamos. Es tan sencillo como que, si hacemos las cosas bien, lograremos nuestro objetivo, sin más.

Con respecto a la duración, este es un juego que ofrece un número de horas algo más superior a lo que solemos ver en trabajos similares de otros estudios. Entre 8 y 10 horas aproximadamente os tomará completar la historia de Neon City Riders, siempre dependiendo de lo habilidosos que seáis.

Conclusión

Pocas veces me he encontrado con un juego indie de estas características. Por supuesto que hablamos de un trabajo a pequeña escala con un presupuesto reducido, pero el talento y el buen uso de dicho presupuesto ha dado sus frutos. Con esta aventura se mezclan varios elementos como son la variedad de enemigos y jefes finales, trampas, interacción, y acción unida a habilidades sobrenaturales del protagonista. Unas habilidades que en parte, se llevan también cierta atención al otorgarle un punto vital de calidad a la jugabilidad.

La trama es interesante, y se ha optado por dar un mínimo de profundidad a los personajes, algo que redondea aun más el resultado final. Como poco que destacar en el aspecto negativo, decir que algunos de sus diálogos presentan una traducción por así decirlo poco correcta, pero que no suponen un mal mayor. La dificultad es perfecta para lograr un reto lo suficientemente adictivo sin ser excesivamente complicado.

Estamos en Opencritic donde puedes encontrar este y otros de nuestro análisis.

Seba_Kleper

Neon City Riders

19,99
7.3

Gráficos

7.8/10

Sonido y textos

7.5/10

Jugabilidad

7.0/10

Duración

6.7/10

Pro.

  • Gran apartado artístico
  • Una jugabilidad bastante redonda
  • Un apartado sonoro a la altura

Contra.

  • Algunas traducciones son confusas o incorrectas
  • Se echa en falta algún arma a distancia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *