Análisis Etherborn, cuando el arte se convierte en juego.

Cuando nos propusieron hacer el análisis de esta obra de arte, no sabíamos lo que nos íbamos a encontrar.

Un comienzo con tonos suaves que se oscurecerán.

Café en mano a la 1 de la madrugada y una vez descargado el juego descubrí que aun hay hueco para esos mundos de puzzles que te hacen repetir una y otra vez hasta encontrar la solución sin cansar.

Belleza a golpe de pixel.


En este mundo de juegos que vienen y van de manera frenética, no solemos pararnos para disfrutar de juegos que representan un punto de vista fresco, original y único. Etherborn llega para llenar ese hueco que tan vacío está y no son muchos los juegos de puzzles o aventuras que hay. Gracias a Gamepass podemos disfrutar de juegos que apenas tienen publicidad pero que sino es por este servicio no habríamos disfrutado. Sin duda alguna, música y arte visual se unen para crear Etherborn.

Altered Matter, compañía que ha desarrollado el juego, se encuentra afincada en España y cuatro han sido los causantes de que este juego nos haya absorbido de tal manera que no hayamos parado hasta terminarlo. Gabriel Garrido, Samuel Cohen, Carles Triviño y Alexandra Escudero, han sido las personas que han dado vida a tan hermoso proyecto desde su estudio barcelonés.

Gran talento en 4 mentes magníficas.

Con la mezcla de puzzles, gravedad, mapa dinámicos y una voz digital que nos sumerge en lo mas profundo de una obra digital al mas puro estilo de los años 80. Con tonos pasteles que hacen nuestra andadura muy disfrutable. Al comienzo del juego veremos que ese “árbol” parece representar un gran útero femenino, muchos os habríais dado cuenta desde un principio y otros a lo mejor no. Y nuestro personaje irá recorriendolo hasta el final del mismo.

Momentos en los que debemos orientarnos.

De control simple, llevaremos a un personaje de apariencia humanoide, con dos velocidades pulsando el botón RT por ejemplo, a través de diferentes “islas” las cuales irán aumentando su dificultad poco a poco. Iremos desbloqueando poco a poco los niveles viendo entre ellos diferentes cinemáticas de esa voz digital que nos irá relatando diversos fragmentos que nos hará pensar.

Iremos caminando por suelos y paredes según las rampas que cojamos o saltos que demos, capturando orbes luminosos que servirán de llaves que activen zonas para poder continuar nuestra andadura. En algunos momentos en los que nos perdemos debemos tener en cuenta el código de colores del suelo o paredes, de manera que sabremos donde si y donde no podemos caer en nuestros saltos o cambios de verticalidad y horizontalidad.

GRÁFICOS:

Tal vez los mas exigentes no encuentren un alarde técnico en este juego, pero si es verdad que tampoco lo pretende, el estudio ha querido hacer un cuadro digital donde nos centraremos en el personaje que moveremos y sin obviar el resto, el “terreno” de juego se siente sólido y en ningún momento se nota ralentización alguna. La paleta de colores es hermosa y se siente vivo según la “isla” donde nos encontremos. Juego fluido y sin esperas recuerda a ECHOCHROME o MONUMENT VALLEY por citar dos de los juegos que mas me marcaron en su momento. Juegos donde usan la simpleza gráfica pero que en su estilo hace perfecta su misión de introducirnos en ese mundo.

JUGABILIDAD:

Es cierto que el control del juego es bien simple, pero efectivo, por que con solo 3 botones tendremos prácticamente todo hecho, salto, carrera y otro para poner la llave en el sitio correspondiente. Las mecánicas de juego son simples pero los puzzles no lo son tanto. Es increíble como nos sorprenden por cada paso que damos en la progresión de la historia. Nada que destacar pero lo que hace lo hace de manera maravillosa. El único punto menos grato es la cámara que no podremos moverla para ver en 360 grados lo que ocurre, nos limita pero no es fruntrante.

SONIDO:

Increíble como las notas de las melodías nos hacen desarrollar nuestra tarea sin molestarnos ni un ápice, es increíble como se entrelazan los acordes recordándonos a las fantásticas melodías digitales de los 80.

DURACION:

No es un juego excesivamente largo, tal vez la primera vez nos lleve una 8-9 horas, pero todo es relativo, depende de lo acostumbrados que estemos a jugar a este tipo de juegos. Aún así no es tan largo como nos hubiese gustado.

CONCLUSION:

ETHERBORN, es un juego que no te hará pasar indiferente, si le das una oportunidad no te arrepentirás. Es un juego único que te dará unas magnificas horas para pensar y disfrutar entre tanto juego de acción, carreras o rol y que sin duda merece ese hueco en tu biblioteca digital.

Podrás adquirirlo a través de este enlace en la tienda de Microsoft.

Nota Final: 9

Sígueme en

Rafael Gonzalez

Friki a tiempo parcial, padre y marido a tiempo completo. Disfruto con mis hobbies. Cinefilo, melomano y videojugador desde hace más de 30 años. Gt: thanatosxbox
Sígueme en

Latest posts by Rafael Gonzalez (see all)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *