Análisis de The Dark Pictures: Little Hope

The Dark Pictures: Little Hope es el nuevo título de Supermassive Games y Bandai Namco. En esta nueva entrega de la saga The Dark Pictures Anthology, seguimos el esquema utilizado con anterioridad por la compañía, eso sí, con una historia y personajes totalmente nuevos.

Si habéis jugado a Until Dawn o el más reciente Man of Medan, ya sabrás como es la base jugable con la que establece la compañía. Esto es algo que no se ha alterado en Little Hope. Por tanto, tenemos ante nosotros una entrega que sigue la estela de los lanzamientos previos del equipo, pero que nos traslada a los horrores del pueblo de Little Hope. Un pueblo que deparará muchas sorpresas a nuestros protagonistas, los cuales han acabado en el pueblo tras sufrir un accidente de autobús. Cuando logran recomponerse del accidente, no tardan en descubrir que el conductor ha desaparecido. Con esta premisa, tendrán que adentrarse en la niebla de Little Hope.

Aquí ya lo hemos jugado y tenemos que decir que en muchos aspectos nos ha sorprendido. No te pierdas ningún detalle de esta aventura en nuestro análisis.

Noche de películas

The Dark Pictures: Little Hope, continúa con la misma línea que hizo su anterior entrega. Y es que estamos ante un juego que nos invita a sentarnos en un sofá con un grupo de amigos y disfrutar de una noche de pelis, eso sí, con un mando en las manos, muchas decisiones y como no, muertes. En principio esta es la base de nuestra aventura, pero conseguir que un juego de este tipo funcione requiere de un gran trabajo previo.

Los chicos de Supermassive Games saben lo que se hacen, y han creado posiblemente la mejor ambientación hasta la fecha en cualquiera de sus lanzamientos. El hecho de dejar a un lado el barco de Man of Medan, brinda al estudio la posibilidad de explorar entornos más abiertos, donde los efectos lumínicos cuentan con un peso capital. Así mismo, la exploración se siente mucho mas interesante y orgánica.

Por otro lado, tenemos que comentar que la ambientación de este pueblo recuerda casi de manera inmediata a Silent Hill. No es para menos, un pueblo fantasma, que se encuentra envuelto por una densa niebla en la que se ocultan horrores de todo tipo hacen que pensemos en el clásico de Konami. Independientemente de esto, tenemos que destacar que el trabajo realizado con los escenarios y la ambientación del juego es sobresaliente.

Una historia que engancha

Otro de los factores fundamentales de este Little Hope reside en su historia. En sí, la historia parece bastante simple, tirando de muchos clichés como es el de entrar en un pueblo que ha sufrido la caza de brujas, y que por algún motivo desconocido continúa con algún tipo de maldición. No obstante, la historia consigue mantenernos enganchados, se va complicando a medida que pasa el tiempo y cuenta con giros de guión muy interesantes.

Es por ello que la narrativa cuenta con un peso fundamental en el desarrollo de la aventura. En este sentido, además de nuestras decisiones, de las cuales hablaremos posteriormente, la exploración es realmente importante para ir descubriendo los secretos de la trama. A parte de los típicos documentos y fotografías que nos darán información directa sobre la historia, el juego cuenta con otro tipo de coleccionables, igual o más útiles.

Estos coleccionables, han sido utilizados con anterioridad por la compañía, siendo el ejemplo más claros los presagios. Estos presagios que encontraremos en forma de postales, nos desvelarán hechos que pueden ocurrir en el futuro y que nos pueden ayudar a tomar una decisión u otra.

Finalmente, como hilo conductor de las aventuras y desventuras de nuestros personajes, encontramos al narrador. Entre cada acto, observaremos al narrador de la historia hablarnos sobre cómo está yendo la partida, además de darnos algunas pistas o bien recriminarnos alguna decisión.

Corre, salta, esquiva y decide

Como ya hemos comentado hace varios párrafos, en Little Hope lo verdaderamente importante son las decisiones. Algo que viene siendo marca de la casa desde hace tiempo. Cada una de las decisiones que tomemos en nuestra aventura influirá en el rumbo de la misma. Así mismo, cada una de ellas tiene que ser elegida considerando varios factores, como son los rasgos de personalidad del personaje que estemos utilizando.

Elegir derecha o izquierda, correr o ayudar a un compañero, pueden ser decisiones cruciales para la supervivencia de nuestros personajes. No debemos olvidar, que en Little Hope existe la posibilidad de que todos mueran, por lo que conviene tomarse en serio este tipo de situaciones.

También tenemos que mencionar que otra de las mecánicas jugables principales del juego son los Quick Time Events. En otras palabras, los eventos en los que tendremos que pulsar el botón apropiado en el momento preciso. A diferencia de otros juegos, aquí si nos equivocamos las consecuencias suelen ser fatales, por lo que ya sabes, ojo con equivocarte.

Un juego cinematográfico

En muchos sentidos jugar a Little Hope puede ser una experiencia realmente cercana a la de disfrutar de una peli de terror. Por un lado, contamos con la posibilidad de disfrutarlo con amigos, tanto de forma local como online. Por otro lado, el juego cuenta con una historia que nos traslada a las butacas de los cines.

A parte de esto, el juego cuenta con un apartado técnico verdaderamente bueno. Destacando tanto los entornos y los mencionados efectos lumínicos, como las expresiones faciales de los protagonistas. Eso sí, no todo es perfecto, y es que aunque por lo general nuestros personajes cuentan con un diseño y unos modelados espectaculares, hay otros personajes que son verdaderamente planos. Una pena, ya que como decimos, al resto es complicado encontrarles un pero.

Igualmente, este nivel de excelencia se mantiene en el doblaje, el cual está perfectamente al castellano. A pesar de esto, durante la partida hay un par de momentos puntuales en los que el audio sin razón aparente cambia al inglés. Como decimos, ocurre en contadas ocasiones, pero si es cierto que rompe un poco con la inmersión que nos propone la aventura.

En definitiva, Little Hope…

Finalmente, llegamos al apartado donde hacemos un resumen final de nuestra experiencia con el juego. Desde mi perspectiva, he de decir que me ha resultado un juego muy divertido y que me enganchado de principio a fin. Eso sí, aprovecho para decir que el juego dura entre 4 y 5 horas, por lo que no tardarás demasiado en finalizarlo. A pesar de esta duración un tanto corta, encontramos una amplia rejugabilidad, principalmente gracias al peso de las decisiones, las cuales hacen que cada partida sea diferente.

En definitiva, Little Hope es una experiencia muy recomendada, principalmente para los amantes del terror y para aquellos jugadores que vayan a disfrutar de esta aventura en compañía. Tomando perspectiva, estamos ante un lanzamiento más sólido que Man of Medan. Si te ha gustado este análisis recuerda que tienes muchos más justo aquí.

The Dark Pictures: Little Hope

29,99 €
7.8

Gráficos

8.5/10

Sonido

7.5/10

Jugabilidad

7.5/10

Pro.

  • Una aventura que nos mantendrá enganchados al sofá
  • Realmente divertido con amigos
  • Una experiencia perfecta para los amantes del terror
  • Su apartado gráfico es muy sólido
  • Altamente rejugable

Contra.

  • Cuenta con pequeños problemas de doblaje
  • Algunas animaciones faciales empobrecen el resultado final
  • Quizás eches en falta alguna escena extra

Acerca del autor

+ Ultimas Entradas

Psicólogo amante de los juegos cooperativos, el RPG y de disparar a todo aquello que se mueva.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario