Dishonored 2, Lunes de Game Pass con Área Xbox.

dishonored

Sí me preguntan el día de hoy por el mejor juego de sigilo en Xbox One, no es Splinter Cell, no es Metal Gear Solid, tampoco Hitman. Ese título sin lugar a dudas es para Dishonored 2. Un magistral trabajo de Arkane Studios dónde mezclan una era victoriana, asesinatos y Steampunk de la forma mas elegante posible.

Con un flamante 88 en Metacritic Dishonored 2 no solo trae un pulido sistema de sigilo, trae un diseño de niveles de lo mejor de cualquier género. Pero vamos a desmenuzarlo desde el principio.

Corvo el protector Real en Dishonored.

En el primer juego utilizas a Corvo Attano. Quién falla en su misión de proteger a la emperatriz de Dunwall, un imperio que vive en la era del steampunk y que se encuentra en un estado deplorable. La gente es corrupta y todo mundo siempre saca ventaja del prójimo. Al morir la emperatriz un grupo de poder de la ciudad inculpa a Corvo y este gracias a una misteriosa marca obtiene poderes y puede llevar a los conspiradores ante la justicia.

Años más tarde la hija de la emperatriz Emily, ha ascendio al trono y durante una ceremonia es atacada por su tía Corvo o Emily (personaje a elegir) deben luchar para derrotar a la tirana, y regresar a Dunwall a su estado de crecimiento.

Elecciones, y decisiones.

Similar a Deus Ex, Dishonored es un juego extremadamente flexible. Solo que lo lleva un paso más allá. Empezando por la selección de personaje, Emily y Corvo tienen poderes completamente diferentes. Ambos con poderes enfocados a movilidad, sigilo o incluso hasta combate. Sí jugaste Dishonored 1, te recomiento probar a Emily ya que su jugabilidad es completamente diferente. Después de la elección de personaje el Forastero (una entidad misteriosa de un plano de existencia diferente) te ofrece poderes para llevar a cabo tus planes. Puedes elegir que no y jugar cómo un simple mortal, extremadamente hábil.

Ya dentro del juego existe un sinnúmero de opciones para cumplir tus objetivos. ¿Quiere matar a todos? Puedes hacerlo. Pasar cómo un fantasma también es posible, incluso hay maneras de derrotar a tus enemigos sin atacarlos, mediante escenarios perfectamente bien construidos. Y es que en Dishonored 2 todo tiene consecuencias. Si matas a todos verás que los enemigos ponen más trampas, usan mejores armas y te hacen el camino muy complicado. La Ciudad se llena de ratas y moscas de la sangre. Ve por la vía pacifica y verás más tranquilidad en las calles.

Los Escenarios la verdadera estrella de Dishonored 2.

Con personajes tan flexibles y gameplay tan refinado, es justo que el patio de juegos sea ambicioso. Y el juego se luce en este aspecto. El Hospital Addemire, un hospital de autentica pesadilla con sus techos altos y lúgubres historias. La mansion del reloj de Jindosh, dónde cada mecanismo cambia por completo los cuartos y sus conexiones. La mansión Stilton y su mecánica de viajes en el tiempo.

Todos los escenarios son cuidados de manera que te permiten usar tu estilo de juego a pleno, desde escondites, recovecos múltiples entradas, Corvo con su poder de poseer a otros seres o animales, o el paso sombrío de Emily. Para todos los estilos hay varias alternativas.

Por desgracia Dishonored 2 paso desapercibido para la gran mayoría de videojugadores. La propuesta de Arkane studios cómo describo arriba es de un videojuego muy completo en todos los aspectos. Quizás en calidad gráfica no sea la más guapa del baile, pero en producción actuación vocal, y dirección de arte es de producción AAA. Y con la nueva adquisición de Xbox de Bethesda, creo que es más relevante que nunca en el portafolio de Xbox.

Entradas relacionadas

Deja tu comentario