Music Racer – Carreras de neón

Tras su paso por dispositivos Android donde ha cosechado más de 5 millones de descargas hasta la fecha, ‘Music Racer‘ llega a Xbox One de manos del estudio ruso ‘Abstract Art‘.

Tal y como se intuye por su nombre se trata de un título de carreras y del género rítmico, al menos esa es la premisa. Con un claro estilo retro-futurísta, el objetivo del juego es simple, pasar por encima de las notas repartidas por la pista y evitar los obstáculos. Music Racer cuenta con un total de 25 vehículos y 14 pistas.

Sobre el papel todo bien, lamentablemente la conversión a consola tiene muchos ‘peros’. Puesta en comparación con su proveniente en Android, de entrada nos encontramos que el menú inicial de juego ha desaparecido por completo. Directamente nos sitúa en la selección de vehiculos. Además las opciones de configuración han sido aquí limitadas, y nos topamos con uno de los principales problemas del juego: No es posible configurar los controles. Viendonos obligados a controlar el vehículo con izquierda/derecha desde el stick, cuando un control tipo LB/RB hubiera sido mucho más acertado ya que Music Racer precisa constantemente de giros y cambios rápidos. La opción de vibración también ha desaparecido.

De entre los vehículos disponibles nos encontramos con deportivos, coches de polícia, una réplica del DeLorean de Regreso al Futuro, una de Knight Rider y hasta una especie de ave metálica. Una vez seleccionado el vehículo (no importa cual sea nuestra elección, no influye en la conducción) y la pista, las opciones de juego son; Estándar, dónde debemos recolectar el mayor número posible de notas y evitar colisionar contra los postes. Zen, dónde podemos conducir libremente sin obstáculos. Cinemático, dónde únicamente controlamos la cámara. Y por último el modo Difícil, similar al estándar pero con muerte súbita, una sola colisión y quedaremos eliminados.

Las marcas blancas que recolectamos no son en realidad notas, y aquí otro de los problemas de Music Racer, ya que están repartidas por la pista pero no necesariamente al compás de la música, perdiendo así su condición de título rítmico. Simplemente debemos pasar por encima de ellas. Éstas a su vez sirven de moneda para desbloquear vehículos y circuitos. Por otra parte, las pistas en Music Racer son generadas a partir de la canción escogida, y nuevamente otro inconveniente. A diferencia de versiones como la de PC o móviles, no podemos utilizar una de nuestra propia biblioteca, limitando así las posibilidades del título.

Gráficos

Music Racer luce un aspecto retro dónde abundan las luces de neón y diseños que evocan a los gloriosos años ’80. El modelado de los coches es aceptable y disponemos de personalización en cuanto a color y tonalidades, las pistas siguen un patrón similar y resultan variadas entre sí. El juego fluye a 60 imágenes por segundo y con resolución 4K en Xbox One X.

Sonido

El juego dispone de 23 canciones de artistas diversos aunque no todas ellas encajan del todo en la temática que propone Music Racer. Muchas de ellas son quizas demasiado techno mientras que las compuestas por ‘Isafold’ son más del genéro Synthwave, popularizado por films como Drive (2011), y resultan mucho más acorde. Un sonido molesto y fuera de ritmo se reproduce al pasar por las marcas blancas, afortunadamente es posible desactivarlo desde las opciones.

Jugabilidad

Dentro de lo básico que resultan los controles en este tipo de títulos, la jugabilidad se ve aquí lastrada por no tener configuración posible. Forzosamente debemos utilizar la predeterminada, como se ha mencionado anteriormente. También las posibilidades de rejugabilidad se ven mermadas al no tener opción de correr con música de nuestra biblioteca.

Duración

Al no poder seleccionar nuestras propias pistas de audio la duración del título queda limitada al hecho de conseguir todos los vehículos y todos los circuitos. Como reto extra siempre queda el nivel Difícil.

Conclusión

Cuesta recomendar, incluso a fans del género, una conversión como la que nos ocupa. Estando disponible en dispositivos móviles y de modo gratuito, quizás lo mejor sería probarlo allí antes de adquirirlo. Una oportunidad desaprovechada.

Music Racer

6,99€
5.8

Gráficos

7.0/10

Sonido

7.0/10

Jugabilidad

3.0/10

Duración

6.0/10

Pro.

  • Conducción a ritmo Synthwave

Contra.

  • Conversión poco pulida
  • Control incómodo
  • Monótono

Acerca del autor

Web | + Ultimas Entradas

Entradas relacionadas

Deja tu comentario